miércoles, 28 de septiembre de 2011

Domingo abochornado de primavera

abochornado domingo
brumoso dia primaveral

La mañana partió apurada, me desperté atrasada y tenía sólo diez minutos para salir de la casa hacia el punto de encuentro. La Isabel me pasa a buscar puntualmente y en otros diez minutos estábamos divisando el auto de Pancho estacionado en la ex-Terpel, junto a él se vislumbraba un buen grupo de caminantes a la espera del momento de partida para encaramarse por los cerros. 
De izquierda a derecha: Francisco, Isabel, Alejandra, Pancho, Rebeca, Consuelo, Gabriel, Raúl y Lucho. Abajo: Martin

El numeroso grupo listos y dispuestos a emprender altura este abochornado domingo de primavera está registrado en esta foto que tomamos en la cumbre. Los invitados especiales Carolina y Raúl; la pareja de colombianos quepor internet nos ubicaron y se comunicaron con nosotros. Luego de breves presentaciones durante otros diez minutos, partimos raudos a "Las Varas" para volver temprano y celebrar a Pancho que está de cumpleaños. Lo que supimos después es que nuestra amiga Paula Christensen llegó diez minutos después a la reunión y ya no estábamos. Conclusión: por sólo minutos, podemos hacer una GRAN diferencia. 
Carolina de Colombia
Raúl de Colombia









Al bajarnos de los autos busco en mi mochila un preciado encargo que me había dejado la Jeannie antes de irse la última vez. Hago entrega entonces a Alejandra del regalito que nuestra querida amiga le habia dejado, esa mujer que partió un dia a la India y algo de ella nos acompaña desde la distancia cada domingo porque la recordamos mucho y sabemos volverá a acompañarnos en estas subidas. Fué un bonito momento para recordar a nuestra amiga, cumplir con su encargo y contemplar la alegría de Alejandra al recibirlo. 

Le hago entrega del regalo de la Jeannie a la Alejandra
Cielo parcial nublado, brumoso y con temperatura ambiental cálida casi calurosa por describir un día tipicamente abochornado. Lo que estaba en el aire eran ánimos de fiesta, ganas de hacer ejercicio, de desestresarse, ansias de reencontrarse con esa tierra sólida que aplastas con cada paso, tierra que recibe nuestro peso y nos contiene enteros. El aire hace su parte contribuyendo con la humedad que no tarda en mojarnos las poleras manga corta y las conversaciones entonces brotan a borbotones, palabras van y vienen y en corporal movimiento avanzamos a la cima. 

Subiéndo cuesta arriba
Grupo en el descanso


Cerro corto significa subir y hacerla cortita, bajar temprano...estas eran las instrucciones. Nos fuimos por Las Varas hacia la canaleta, llegando a ella luego de un breve descanso y algunos sorbos de líquido para el cuerpo, nos desplazamos por la izquierda hacia una pre-cumbre donde hicimos nuestra parada oficial y compartimos una deliciosa merienda que nos convidaron nuestro amigos colombianos Carolina y Raúl. que consistía en una mezcla de queso con dulce de membrillo. La mezcla agridulce que ellos en su país la comen con guayaba. !Rico! !esquisito!.
Los risueños subecerros
Lucho nos hizo un paréntesis de las palabras claves que los políticos y los medios de comunicación "ponen de moda", la última de ellas se suscitó con el apagón del sábado recién pasado...la palabra novedosa fué "blackout", al parecer los chilenos estamos recibiéndo clases de inglés "gratis"...osea que no toda la educación en Chile tiene fines de lucro. Las estadísticas ayudan a entender los fenómenos sociales, creo que la palabra Educación es lejos la más rankeada de todas ultimamente y pasó a ser un tema importante...! por fín!. Les dejo este vídeo de la última movilización tomado por mi hijo Manuel que ha sido super galardoneado por youtube en estos dias y las cifras de vistas suman varios cientos. 

Foto de la Paula
Foto de Carolina
La primavera aparece esplendorosa este domingo llenando de colores y aromas los cerros. Fotos para no olvidar esa rica sensación de caminar entre jardines en flor. Algunas golondrinas revolotendo por los aires nos acompañan a media mañana y completan el paisaje una que otra mariposa que cuidamos de no asustar.
Niños de Las Varas posan para internet
 Abajo ya de vuelta nos encontramos con Paula que un poco acongojada nos cuenta su acontecida caminata solitaria con más pena que gloria a causa de su dificultad por salir de la cama tan temprano el dia domingo., diez minutos hacen una gran diferencia. En castigo, nos tomó una foto con los niños que partian a jugar por los campos. Me arrimo al más pequeño de ellos que con la promesa de salir en internet, posaron con nosotros al finalizar esta jornada. Sin pena y mucha gloria partimos apurados todos por irnos a preparar para acompañar  a Pancho en su celebración de cumpleaños.

1 comentario:

  1. Que buen relato Rebeca ! me hace re-visitar ese domingo por la mañana, que fue nutrido de paseantes y el adicional del ánimo expectante de ese asado posterior que ya sabemos fue inolvidable.

    ResponderEliminar