miércoles, 17 de septiembre de 2008

Microclima templado

Llegué a la bomba Terpel (ex YPF) a las 8:15 de la mañana este domingo y ahí ya estaba Pancho listo para partir al cerro solo porque su reloj decía las 8:45 y no llegaba nadie. Lo que pasa que él usa esos relojes grandes antiguos para el cerro, de esos que se quedan parados porque no les das cuerda...o al revés, aceleran el tiempo quién sabe porqué motivo. Estamos en la era digital y usamos los relojes de los celulares y/o de los computadores, los de pulsera los dejamos guardados en el baúl de lo recuerdos.

De a poco fueron llegando con cara de tuto los demás, Miguel, la Consuelo y Gabriel que llegó acompañado de su hija Andrea. Partimos con rumbo a los cerros frente al Alto del Naranjo cosa que ya se está haciéndo habitual en este último tiempo. Es que es un paseo formidable en todo sentido., tiene buenas vistas, el camino es muy bonito, con mucha vegetación y además con la llegada de la primavera, el paisaje se ha vuelto más verde y florido.

En los ratos de descanso nos enteramos que la Andrea planea viajar sola a Australia a trabajar por un tiempo cosa que hoy se ha vuelto casi una necesidad para los/las jóvenes salir fuera para aprender entre otras cosas, inglés. Me parece fantástico que tenga la posibilidad de hacerlo y celebro el ánimo y la valentía de ir sola...!que atrevida! mujeres del siglo XXI.


Otra conversación controvertida e intensa fué en base a la lectura que hizo Miguel del libro "Ontologia del Lenguaje" de Echeverría durante la semana; no logramos que dijera nada bueno ni rescatable del tan reconocido tema ni de su autor que, para el resto del grupo que asistimos al taller que ofreció Gabriel el año pasado, las críticas nos dejaron pa' dentro. Ahora nos quedamos con la tarea de leer a Nietszche para entender a Miguel.


Lo más importante ocurrió en la cumbre, cuando nos sentamos y de a uno fuimos contando algo ( una experiencia o idea) que trajimos para compartir y de esa manera hacer un aporte al resto...ese momento sacó aplausos. Se confirma lo dicho anteriormente: "el microclima humano que se produce en los cerros es templado".


1 comentario:

  1. Buena Rebeca; este blog empieza a agarrar forma con diversidad de voces y estilos.
    La música que pusiste me acompañó en toda la lectura y sigue en mi oído sonando.
    Tus textos obligadamente tienen que ir con música, que has sido tu la que ha ido despertando mi oído en los cerros, llamando la atención sobre los sonidos que ahí se escuchan.
    Bueno, espero nos veamos mañana.

    ResponderEliminar